Tu peor enemigo

Quizás has leído o te ha llegado que tu peor enemigo eres tú mismo, tú misma. Así es. Nadie te puede hacer más daño que tú. Esa parte de ti que te juzga cada movimiento.

¿LA CONOCES? Es tu juez o tu jueza.

Hoy quiero que te acerques a él o a ella, le puedas observar y puedas entender un poquito su función.

Presentándote a la mía puede que reconozcas la tuya.

Mi jueza es la que constantemente me dice que tengo que ser “niña buena”,  que me tengo que comportar como toca en cada situación, que no me puedo equivocar, que si fallo dejaran de quererme …

¡Un sinfín de avisos!

Y, ¿¿cómo sé que es lo mejor en cada situación para contentar al otro?? ¿Dónde quedo yo?

¿LA CONOCES? 

Es tu juez o tu jueza

Juicio tras juicio me llevó a la duda constante de cómo actuar y, como consecuencia, a una baja autoestima.

Ahora, que ya me he acercado a ella, la he observado y la empiezo a reconocer, siento que su función es defenderme, ayudarme a no caer al vacío, a no arriesgar, a situarme en un lugar conocido para evitarme el sufrimiento.

Esa, para mí, es su función.

Lo que mi jueza no sabe es que salir de ahí, de sus “consejos”, me ha ayudado a REconocerme, a ganar autoestima y a valorarme. A tener nuevas vivencias que me llenan de Amor y Felicidad.

Así que ahora soy yo la que me comunico contigo:

“Jueza, te veo y agradezco tu intención. Y, aunque sé que me acompañas en mi día a día, decido cuestionarme cada mensaje que me envíes y así podré tomar mis propias decisiones”.

REconocerme, a ganar autoestima y a valorarme

abeja en flor

A ti, te propongo que te tomes un ratito para reconocer a tu juez o a tu
jueza y los mensajes que te va transmitiendo. Coge un papel y escribe todos los auto juicios que te llegan, obsérvalos y siente si te ayudan en algo. Si sientes que no te están ayudando o, que incluso te están perjudicando, te recomiendo que los deseches cada vez que te lleguen.

Y, si te apetece para acabar, también le puedes escribir tu mensaje de agradecimiento y toma de responsabilidad.

Si quieres comentarme algo estaré encantada de leerte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *